bbrasil

Bolivia: ¡Viva la lucha de Colquiri!

Bolivia: ¡Viva la lucha de Colquiri y la FSTMB! ¡Alto al matonaje patronal-cooperativista!
¡Nacionalización 100% sin indemnización y bajo administración obrera colectiva!

por : LOR-CI, Bolivia
Sábado 16 de junio de 2012

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Ayer jueves 15 de junio -entrando la noche- los trabajadores asalariados del distrito minero de Colquiri, junto a cooperativistas de base quienes están de acuerdo con la nacionalización al 100%, retomaron el control del distrito luego de varias horas de enfrentamiento

Ayer jueves 15 de junio -entrando la noche- los trabajadores asalariados del distrito minero de Colquiri, junto a cooperativistas de base quienes están de acuerdo con la nacionalización al 100%, retomaron el control del distrito luego de varias horas de enfrentamiento. Esta acción es el producto de una situación de tensión creada por los dirigentes de la FENCOMIN (Federación Nacional de Cooperativas Mineras), quienes, aprovechando una coyuntura reaccionaria abierta con la tregua otorgada por la COB al gobierno durante las luchas de salud, tomaron el yacimiento desalojando a los trabajadores asalariados, repitiendo la operación desarrollada en octubre del 2006 en Huanuni y que condujo a dos días de enfrentamientos con casi dos decenas de fallecidos. Esta ocupación abrió una nueva crisis política de difícil resolución para el gobierno y que, con el anuncio de movilización de los 5000 mineros de Huanuni, amenaza agravarse decididamente.

Elementos de la crisis: oscilaciones bonapartistas y matonaje patronal -cooperativista

A partir de la toma del yacimiento por parte de los cooperativistas, el gobierno, apoyándose en este resultado que dejaba sin fuente de empleo a cientos de asalariados y permitía una distribución del negocio minero entre las cooperativas y la trasnacional Sinchi Wayra, avaló un preacuerdo en el que la trasnacional -para evitar toda nacionalización- entregaba parajes ricos en mineral para las cooperativas. Este acuerdo fue literalmente dinamitado por los trabajadores asalariados quienes le impusieron a Ramón de la Quintana y al MAS otro preacuerdo en el que se establecía la nacionalización de todo el yacimiento e incorporaba a casi 900 cooperativistas de los mil existentes en la región, como trabajadores asalariados. De haberse cumplido este acuerdo pese a que el pro patronal MAS busca indemnizar a la trasnacional, el fortalecimiento de las filas de los asalariados y de las organizaciones obreras le daba un carácter progresivo al acuerdo. Sin embargo, casi en forma inmediata el martes 12 de junio el sector adinerado de las cooperativas -mineros que poseen vetas y por lo tanto una sobre explotada mano de obra sin derechos sociales y de ningún tipo- llamaron a defender sus intereses e impulsaron un reaccionario y salvaje bloqueo de caminos desde la misma FENCOMIN, transformada en una poco disimulada cámara empresarial, del trabajo en negro y al servicio de la trasnacional Sinchi Wayra, rechazando la nacionalización. Pocas veces en la historia hemos presenciado un plan de lucha tan abiertamente patronal y al servicio de las trasnacionales. Esta es y ha sido la base social del MAS en el occidente no campesino. El salvaje bloqueo de caminos impulsado por las cooperativas ayudo al gobierno a salir de una situación incómoda de tener que nacionalizar y expulsar a las trasnacionales mineras, permitiéndole el miércoles en la madrugada firmar un nuevo preacuerdo con la FENCOMIN, donde se preservaría las áreas de explotación cooperativa. Ante este escenario de oscilaciones en la política minera del MAS, firmando tres convenios antagónicos uno detrás otro en menos de dos semanas e intentando arbitrar en contradicciones cada vez más difíciles, lo único que está provocando es la radicalización de las posiciones pro patronales de la FENCOMIN que acaba de recibir el respaldo de la COCOBOL (confederación de cooperativas de Bolivia) que amenaza paralizar incluso las cooperativas de distribución de agua y electricidad a lo largo y ancho del país, así como lanzar desde el martes 19 de junio un bloqueo de caminos en todas las rutas troncales nacionales. Frente a esta situación, el día de hoy, se llevó a cabo una asamblea general en el distrito minero de Huanuni, anunciando movilización en la ciudad de Oruro, ratificando que los 5000 trabajadores mineros se harán presentes en la ciudad de La Paz para imponerle al gobierno la nacionalización siguiendo los parámetros de Huanuni, es decir, sin indemnización y con “control social” (una variedad de control colectivo y de participación en la administración de la empresa). Aunque el vicepresidente, en forma desordenada y de emergencia ha convocado a sesiones de dialogo, que por las últimas informaciones han fracsado disparando nuevos enfrentamientos (casi las 20:00hs), la acción valiente de los asalariados ha cambiado la relación de fuerzas en el distrito y ha abierto un gran debate nacional sobre el rol de las trasnacionales en el país, hoy convertidas en socias por la gracia de Evo Morales y sus amigos. Se abre también otro debate sobre el rol de las cooperativas mineras defendidas en su último discurso por Evo, que ha llamado a un entendimiento entre “compañeros mineros” como si los patrones cooperativistas pudieran tener algo en común, no ya con los mineros de la FSTMB, sino con sus mismos empleados explotados en sus vetas o los cooperativistas pobres que son usados como fuerza de choque y movilización por los cooperativistas ricos.

¡Nacionalización sin pago el 100% de los yacimientos!

¡Asalariar a los compañeros humildes de las cooperativas! Para poder vencer se necesita, no solo un programa que impulse a la movilización a los trabajadores asalariados de base, sino que conquiste puntos de apoyo en las bases cooperativistas y también de las comunidades de las regiones afectadas. No es sólo Colquiri lo que está en cuestión, sino también Mallku Khota donde las comunidades directamente afectadas exigen la nacionalización para una explotación compartida entre el Estado y las comunidades y donde el gobierno del MAS ha encarcelado a la autoridad originaria de la región Cancio Rojas. Es necesario impulsar una gran lucha unitaria para imponerle a este gobierno pro empresarial, la nacionalización 100% de todos los yacimientos del país. Hay que retumbar nuestras voces con el grito de guerra ¡fuera las trasnacionales! ¡Fuera el imperialismo! Ninguna indemnización por haber saqueado nuestros recursos naturales todos estos años. Sólo la administración obrera colectiva de la explotación minera y de los recursos naturales puede impedir el robo y el saqueo como se acaba de denunciar en Papelbol, donde masistas estarían involucrados. Es necesario lanzar una gran campaña por la nacionalización a la cabeza de los trabajadores mineros de Huanuni. Desde la LOR-CI nos ponemos a disposición de estas urgentes tareas.

¡Viva la lucha de los mineros asalariados!

¡Por una poderosa unidad al servicio de la expulsión del imperialismo y de las trasnacionales entre los trabajadores asalariados cooperativistas pobres y humildes y comunarios e indígenas!

¡Alto al matonaje de las trasnacionales y de los cooperativistas ricos!

¡Nacionalización inmediata sin indemnización y puesta en marcha bajo administración obrera colectiva!

LOR-CI

Submit your comment

Please enter your name

Your name is required

Please enter a valid email address

An email address is required

Please enter your message

footer-ptr footer-ft

footer-licenciacc