bbrasil

CPS del PTR-CcC n° 113 En las trincheras de la herencia pinochetista

Comentario Político Semanal del PTR-CcC n° 113

17-6-2012

Nicolás Miranda

 


En las trincheras de la herencia pinochetista

 

El Gobierno, la derecha y la Concertación están cada uno a su modo, buscando cómo mejor defender la herencia pinochetista.

Pero están atrincherados, cada paso en esa dirección, les provoca nuevas tensiones. Porque el rechazo popular, se siente en las calles.

Y mientras tanto, las direcciones oficiales del movimiento estudiantil y de los trabajadores, les siguen dando un respiro.

 

Defendiendo la herencia pinochetista, desde las trincheras

El Gobierno de Piñera, siguiendo una iniciativa del Gobierno de Bachelet, está con su ley de cambio en el financiamiento de las FFAA modificando la ley reservada del cobre. Es un recambio cosmético que pretende terminar con este abuso de la dictadura que destina un 10% del cobre de Codelco al financiamiento de las FFAA, mientras dicen que no hay plata para Salud y Educación.

Plata hay. Pero se la llevan las FFAA. Se la llevan los subsidios estatales a las empresas, como los empresarios de la educación. Se la llevan con los beneficios tributarios, como los empresarios de la Construcción. Se la llevan los “perdonazos” del Servicio de Impuestos Internos, como el reciente de Johnsons. Se las llevan, además, las grandes empresas imperialistas y nacionales como los Luksic de la minería. Todo en beneficio de los empresarios.

No sólo eso: este proyecto de ley, en realidad solo es un cambio de formas: se sigue asegurando a las FFAA un presupuesto equivalente al 70%  de los últimos 5 años (precisamente el de los más altos precios del cobre).

Este cambio cosmético, lo votaron a favor los diputados tanto de la derecha como de la Concertación.

Al mismo tiempo, siguen negándose a un aumento del salario mínimo que cubra las necesidades básicas. Para el PTR debería ser de $350.000. La CUT pide $250.000. El gobierno ofrecería $193.000. Un salario de hambre. Y preparan una nueva embestida flexibilizadora para rebajar los sueldos de los trabajadores con la excusa de la crisis.

Millones para los empresarios con sus millonarias ganancias, y para sus representantes de la derecha y la Concertación con sus millonarios sueldos. Y salarios de hambre para los trabajadores. 

Y el descontento crece.

Por eso si ayer estas herencias pinochetistas podían mostrarla orgullosos, hoy no pueden hacerlo más. Deben hacerle más y más reformas cosméticas. Explicarla. Justificarla. Disimularla. Desde sus trincheras.

Y cada uno a su modo. Desde la derecha, un sector de la UDI como la diputada Cristi, pretende –como si siguiera en dictadura- prohibir las manifestaciones públicas, con su propuesta de prohibir las funas. Un sector de RN junto a la Concertación, pretende encuadrar bajo qué demandas se puede movilizar o no, con su proyecto de ley que “prohíba actos o apologías en materias que generen odio y divisiones en la sociedad” –esto dicho a dos días de la funa contra el homenaje a Pinochet, nos muestra a qué tipo de “odio” se refieren. Piñera, una vez más avasallando a la Justicia y Fiscalía, les exige que encarcele a los “delincuentes”. Chadwick, aclara que, aunque rechazando los “excesos” en las violaciones a los DDHH, sigue siendo partidario de la dictadura.

Desde la Concertación, el PPD dice que hay que girar a izquierda, hablando de “nuevo ciclo, nueva coalición”, dando por muerta a la Concertación para ampliarse hacia la izquierda y la base social, hablando de combatir la desigualdad. La Junta de la DC habla de terminar con el binominal, y que se mantenga la Concertación. Disputas aún menores porque el binominal los obliga a mantenerse unidos. Escalona pide definiciones porque cada uno tirando para un lado los paraliza. No tanto. Las listas electorales las tienen aseguradas. No sólo eso: votan todas las leyes del Gobierno. Avanzan en reformas cosméticas a la herencia pinochetista. No sólo la de la Ley Reservada del Cobre. También, las “regulaciones” para mantener el mercado de la educación. Seguramente aprobarán el reajuste al salario mínimo del Gobierno con la excusa de siempre de que si no, no habrá aumento ninguno.

Reformas cosméticas, represión y criminalización. Son sus respuestas para defender la herencia pinochetista. Desde la trinchera: porque no están a la ofensiva, sino a la defensiva. Porque avanzan un paso y retroceden dos: el Gobierno anuncia la flexibilización, para después decir que está en estudio. Carlos Larraín se junta con la DC para reformas políticas, y después amenaza a sus parlamentarios con no darles cupos para repostular si las aprueban. El PPD habla de girar a izquierda para votar las leyes del Gobierno. La DC hace pactos con el PC para después decir que no se hagan acuerdos políticos. Escalona se propone de articulador del diálogo para después admitir que no puede realizarlo.

 

Un balón de oxígeno

Las direcciones oficiales del movimiento de los trabajadores y estudiantil, les siguen dando tiempo al Gobierno.

La dirección oficial de la CUT –codirigida por el PS Arturo Martínez y el PC- con su Declaración de Voluntades con la CPC, permitió que se hablara de planes especiales ante la crisis, que incluía suspensión de tareas con rebaja de sueldos para destinar a los trabajadores a la capacitación. El Gobierno tomó ese punto y lo transformó en un ataque brutal. Ante la discusión del sueldo mínimo, pide $250.000, y se sigue paseando por los salones del Parlamento. Es una historia conocida con el resultado de siempre. Ahora, anuncian para el 5/7 una “jornada de protesta y movilización”. Deben convocar a asambleas en cada lugar de trabajo para prepararla. Debe ser una movilización con hora y lugar. O será un nuevo saludo a la bandera. No sólo eso, hay que unificar las demandas y las luchas de los trabajadores, estudiantes y pobladores.

La dirección oficial del movimiento estudiantil universitario al que adhieren secundarios convoca ahora a una movilización contra el lucro para el 28/6. Y los secundarios para el 20/6 una jornada de reflexión. Sin asambleas de base, dejando aisladas las luchas que se vienen dando como los estudiantes y trabajadores de la Universidad del Mar, la de la USACH contra la re-estructuración neoliberal de Zolezzi, o contra la criminalización al movimiento estudiantil como en la UPLA por la libertad de Pedro Quezada, o la persecución contra dirigentes como Recaredo Galvez o Ancalao.

Es necesario unir todas estas demandas y movilizaciones en un Pliego común, y una movilización unitaria. Es la herencia pinochetista la que entrega nuestros recursos a las FFAA y los bolsillos de los grandes empresarios condenando a salarios de hambre a los trabajadores y a una educación y salud de segunda para el pueblo trabajador.

 

Ni derecha ni Concertación

Hay que terminar con toda la herencia pinochetista

Por una Asamblea Constituyente Libre y Soberana basada en la movilización

 

Desde la dictadura, el cobre ha sido regalado a las empresas imperialistas y las grandes empresas nacionales como la de los Luksic. La que asegura “perdonazos” a los empresarios como los de Johnsons. La que permite el negociado de la Universidad del Mar. La que permite que se discuta rebajar sueldos y pagar sueldos de hambre.

Es necesario terminar con toda esta herencia de la dictadura de Pinochet.

Para el Partido de Trabajadores Revolucionarios- Clase contra Clase/ PTR-CcC, la resolución íntegra y efectiva sólo podrá venir de la lucha por una República de Trabajadores basada en sus organismos de democracia directa, en el camino al socialismo. En este camino, hoy, debemos luchar por una Asamblea Constituyente Libre y Soberana basada en la movilización en las calles.

La tarea de esta hora, es, para terminar con toda la herencia pinochetista, poner en pie una alternativa, trotskista, como la que luchamos por construir desde nuestra joven liga de trabajadores y estudiantes, el Partido de Trabajadores Revolucionarios- Clase contra Clase, que lucha por poner en pie un partido para la lucha de clases, con una política de clase independiente de toda variante patronal: ni derecha, ni Concertación.

Submit your comment

Please enter your name

Your name is required

Please enter a valid email address

An email address is required

Please enter your message

footer-ptr footer-ft

footer-licenciacc